El arranque del Rugby Championship 2022 es inminente. El torneo más importante de selecciones del Hemisferio Sur se pondrá en marcha el próximo 6 de agosto, fecha en la que los Pumas se medirán con Australia en San Juan. Ante el advenimiento del comienzo, la Sanzaar, anunció el cambio en una importante regla de juego, referida a las expulsiones.

Se trata de la regla de los 20 minutos por tarjeta roja, que implica que pasado ese tiempo a partir de la expulsión de algún jugador, el mismo pueda ser sustituido y así el encuentro vuelve a enfrentar a quince contra quince.

  • Si un jugador recibe una tarjeta roja, puede ser reemplazado después de 20 minutos por un compañero. Los 20 minutos desde que se recibe la tarjeta roja hasta que puede haber reemplazo se miden como “tiempo de juego”. Esto sigue la misma medida de tiempo que ya existe para un jugador con tarjeta amarilla en el sin bin (el reloj del sin bin se detiene cuando se detiene el reloj del juego).
  • Un jugador recibe una tarjeta amarilla y es sancionado por 10 minutos fuera del campo de juego. Si el mismo jugador regresa y recibe una segunda tarjeta amarilla, equivale a una tarjeta roja automática. Pasados 20 minutos de la expulsión, puede ser reemplazado por un compañero.
  • Un jugador que ha sido reemplazado tácticamente puede regresar al campo para sustituir a un expulsado. No necesariamente se debe utilizar jugadores del banco de suplentes que no hubieran ingresado para reemplazar a alguien que recibió tarjeta roja.
  • Ningún jugador que haya recibido tarjeta roja puede regresar al campo de juego.

*Con información de diario La Nación

Foto: Laura Rearte

29.07.22

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *